La fiesta de la hinchada

La fiesta de la hinchada

Una vez más las calles de Quito se vistieron de blanco y así la Megacaravana Siempre Contigo LIGA llegó a su edición número 14.

Regreso a ver el camino recorrido en todo este tiempo, desde el 2001 en que se realizó la primera edición, y las lágrimas llegan a los ojos, acompañados de una sonrisa que sale del alma. ¿Por qué? Por los logros conseguidos, por cada caravana realizada, por un grupo de coordinadores comprometidos, por la hinchada que se suma siempre, por los nuevos que llegan en cada edición, por los amigos que nos ha dado “La Mega” en la repetición de asistentes a los mismos lugares, por “el corre corre” previo, por los asuntos que se resuelven sobre la marcha misma de los automóviles, por los medios de comunicación que siempre están, por los colaboradores externos que ya saben la logística, por las autoridades de tránsito que siempre son nuevos pero que aprueban y se suman a que todo salga bien, por los auspiciantes que ponen las chivas y medios de transporte, porque la idea fue cobijada y apadrinada por Cyberalbos desde el inicio y por la pasión que Liga Deportiva Universitaria representa para todos.

Porque además, quienes somos parte de la organización encabezada por Pepe Ureña, no recibimos un centavo de todo esto. Es puro corazón y amor por LIGA lo que nos lleva cada año a decir ¡presente! en las calles de Quito. Además, se siente cuando es un evento organizado sin fin de lucro, y por eso cada edición ha tenido una gran convocatoria. Si esto representara réditos, sería un evento privado, entonces nadie asistiría porque con la pasión pura, como esta, no se juega ni se negocia. Y eso es lo que hace la diferencia, porque tampoco se lo hace para lucir ni para que nos agradezcan o reconozcan; se lo hace para todos, para ustedes mismos y por ustedes mismos. Aquí es cuando bien cabe la frase que dice que A Liga le hace grande su gente.

Es espectacular ver como los hinchas llegan a los puntos de concentración, en familia, a decorar sus autos con ideas tan creativas como espectaculares, cada año mejor que el anterior, llegando a haber verdaderas obras de arte en cada uno de los puntos de concentración y en varios casos acompañados de la frase “este año me gano el premio como sea” de tal manera que también es un reto anual de creatividad…de renovación.

Otro de los logros que hemos conseguido es que los asistentes, luego del recorrido, entren al estadio a ver el partido, más allá del momento que el equipo esté viviendo, situación que es notoria con el golpe de vista que ocurre cuando los asistentes entran. ¡Es maravilloso!

De tal manera, empieza ya la gestación de la edición número 15, la misma que vendrá cargada de sorpresas que en su momento se comunicarán. Por ahora, gracias a la hinchada por creer y asistir, por vivir una fiesta sana en las calles capitalinas. Desde ya, todos invitados a las tribunas del Sur y Shyris y a la Indoamérica a vivirla. ¡Por la LIGA Ele – I LLLLLLIIIIIIII….!

Deja tu comentario: