Un paso más

Un paso más

Sin mayores contratiempos, con juego interesante pero también con ansiedad. Ese podría ser el resumen del partido frente a River Ecuador la noche de este miércoles 11/05/2016 en Casa Blanca.

Desglosemos:

Sin contratiempos porque el equipo de Gutiérrez supo manejar la pelota, buscar siempre el arco rival; y, de manera especial, controló bien a la visita que en sus esporádicos ataques algo pretendió hacer sin que prospere.

Con juego interesante porque la aplicación táctica, junto a los relevos, fue correcta, distinto a todo lo visto antes en lo que va del año. Lo más importante es que el planteamiento no tuvo ni experimentos ni improvisaciones, lo que permitió que cada uno de los alineados pueda desempeñar su función como corresponde.

Ansiedad sin duda, puesto que luego del triunfo del domingo, sumado al desarrollo del este juego, todavía, y seguirá habiendo, existe la presión de entregar bien la pelota en el último toque, o en la transición a velocidad. Eso no significa que haya jugado mal, lo hizo bastante bien, y sólo el devenir de los partidos, sumado a cada entrenamiento de esta nueva idea, permitirá que esa ansiedad se transforme en confianza individual y colectiva a la hora de encarar cada fecha del campeonato, sin que importe el rival de turno.

El primer gol de Liga llegó al minuto 17, de la cabeza de José Francisco Cevallos tras centro de Brian Alemán. Resulta importante la conexión de ellos dos, no solo para armar el juego, sino para también definirlo cuando de estar frente a la portería rival se trata. De ahí en adelante, todo el primer tiempo fue de Liga Deportiva Universitaria.

¿Y la etapa complementaria? De igual manera, salvo los primeros quince minutos donde el equipo de Gutiérrez se descalibró y permitió que River llegue al arco de Domínguez. Sin embargo, al minuto 59, el árbitro no pitó un penal a favor de Liga…y también se inventó varias otras cosas.

Con el ingreso de Puch por Morales, minuto 60, el esquema de juego varió y se trasladó al costado apelando a la velocidad del chileno, en lugar de que se armen las jugadas por la mitad de la cancha, lo cual fue complementado con el ingreso de Padilla por Alemán minutos después a los 68. En ese momento las bandas se convirtieron en la principal arma de ataque, con el fin de abastecer a Angulo.

Producto de ese cambio, llegó la segunda de la U con autogol de Juan Lara, que de no ser por él, Cevallos hubiera conseguido la anotación, puesto que el arquero Molina había quedado jugado ante Padilla, quien envió el centro respectivo. Era el minuto 73.

A diez del final, el juez pitó un penal de Quintero sobre Rojas. Neculman la mandó a guardar engañando a Domínguez, quien voló sobre su mano derecha pero la pelota fue al otro costado. Fue allí que los fantasmas volvieron a rondar Casa Blanca, inclusive con tarjeta amarilla a Viteri en la banca de suplentes. Menos mal el empate visitante no sucedió.

Liga ya está en novena posición, nada más que por gol diferencia, y con buena perspectiva de seguir subiendo. Se viene Mushuc Runa en Ambato, habrá que jugarlo como una final más, con objeto de terminar esta etapa en la mejor posición posible. Desde todo punto de vista, haber dejado el último lugar es una gran tranquilidad. Humildad, actitud, preparación y fútbol, esa es la receta a seguir estos momentos. ¿No?

Liga: Alexander 22 Domínguez, 14 Quinteros, 23 Cangá, 27 Romero, 24 Estupiñán, 8 Hidalgo, 15 Benavidez, 16 Cevallos (20 Vera 75′), 30 Alemán (19 Padilla 68′), 10 Morales (11 Puch 60′), 9 Angulo.

River Ecuador: 12 Molina, 27 Realpe, 3 Caicedo, 4 Lara, 6 López, 30 Caicedo (8 Solíz 46′), 21 Monteverde, 29 Asprilla (10 Luna 82′), 25 Rojas, 24 Ramírez (7 Cabezas 46′), 9 Néculman.

Deja tu comentario: