“Metida de Patón”

“Metida de Patón”

Luego de dos semanas de receso por eliminatorias mundialistas la predisposición del hincha albo era la mejor, para el partido frente a Deportivo Quito, esa emoción de retornar a apoyar al equipo del alma. De la misma forma se alistaba la mejor artillería en el complejo de Pomasqui, el Patón Bauza ensayaba como sustituir la falta de Garcés, explotando la mejor versión de Pablo Vitti que se había podido apreciar en el último encuentro.

Sin embargo asombra que, días antes del partido comenzó a circular una alineación (errores de algunos medios y/o hinchas) donde incluía a Norberto Araujo (que viene de una lesión y todavía no estaba para los 90 minutos) y Federico Puppo, jugador reclamado por la hinchada, frente al inefectivo momento de Garcés. Con ello ya había una preconcepción de lo que podría ser el partido propuesto por LIGA. Pero yo tenía mis dudas, las alineaciones del equipo albo pueden variar, porque no hay una plantilla firme. Y eso es lo que ocurrió.

En rueda de prensa Bauza menciona que regalaron 45 minutos y con dos errores SDQ sumó en el marcador, además de que solo se jugó con Vitti como punta. Sus palabras suenan simples, cómo si no hubiera cometido el error de no jugar con las piezas de ataque necesarias, o logrando que estas sean más efectivas, como si no hubiera nadie más en banca; cómo si no se hubiera tomado en cuenta de que SDQ tiene una de las ofensivas más eficaces en lo que va en el campeonato.

Y es que en los primeros 45 minutos pudimos notar una LDU que iba perdiendo fuerza de atrás para adelante. La defensa conformada por Dominguez, Canuto, Morante y Hurtado lograba contener con buenas actuaciones las arremetidas del equipo azulgrana que más por méritos individuales como de Colón o Nieto lograban llegar al área, ya que el juego de los dos equipos era carente de pases lineales, con desorden, fricciones y trabas. El medio campo albo podría decirse que fue: Corozo, Hidalgo, Vera, Rojas, Saritama, Méndez y Vitti. ¿Por qué no lo pongo a Vitti como delantero? Porque en la práctica se vio un medio campo que trataba de contener al Quito, que logró arrinconar al equipo chulla (mientras este se fortalecía en el contragolpe). Pero arrinconar no basta cuando no hay eficacia en el ataque, hubo propuestas de los jugadores con tiros de media distancia, pero no jugadas elaboradas que tienten mucho a las redes.

Pasando al segundo tiempo en que se notó que el baldazo de los dos goles seguidos que recibió LIGA afectó no solo a la hinchada, que una vez más vistió de blanco el Atahualpa, sino que generó un remesón en el camerino. No solo se produjo la variante de Gabriel Corozo por Federico Puppo, sino que jugadores como Mendez, Hidalgo, Saritama, Rojas regresaron con mayor fortaleza, la pieza clave llamada Puppo, realmente fue un eje de rapidez, orden y propuestas que variaron en cada jugada para volverse hacia el arco contrario. Cabe mencionar que Vitti funciona mejor cuando hay alguien más adelante quien distraiga la zaga, Mendez fue un motor de abastecimiento En cuanto a Luis Fernando Saritama, el objeto de la polémica que seguramente fue usado para vender el partido. Tuvo un deslucido primer tiempo con maltrato incluido, y personalmente lo entiendo y lo “banco”. Para el segundo su contribución fue importante, no brilla pero cumple.

Hidalgo: volvió a asombrar su capacidad para correr por toda la cancha, es el motor de medio campo y cuando a él lo vemos en menor nivel, Liga pierde mucho. Canuto: su titularidad es indiscutida, tuvo una falla ante la velocidad de Nieto en el primer gol chulla, pero el resto del partido impecable, incluso cuando Morante al segundo tiempo bajaba al ataque. Morante: fuimos testigos de su falla que nos costó el penal, pero recuerdan cuantas veces sacó al borde de la línea, su ímpetu en el ataque (que aún carece de puntería), y su solidez en la dirección. Al igual que la destacable actuación de Koob Hurtado.

Si nos ponemos a comparar con el primer tiempo y se hace una evaluación general se concluye que el equipo que llegó a tener los hilos técnicos del partido fue LIGA. ¡Sí! Tal vez suene raro, pero del partido trabado y con pocas jugadas elaboradas que fue en el primer tiempo, en el segundo se vio otro fútbol. Claro no fue suficiente y eso el marcador lo dijo, varios intentos tuvo LDU para aumentar el marcador pero le fueron negados. Además de que la desesperación se hizo evidente en los últimos minutos, los jugadores chullas que se dedicaron a defender y anticipar al balón para con rapidez para salir al ataque desde su zona, dejaban mal parados a los pensativos albos.

Un partido con el que la hinchada salió apenada y cuestionando al entrenador el error en su propuesta táctica, porque en el escenario de que el ingreso de Puppo y Santana hubieran sido más temprano, Liga hubiera tenido mayor ofensiva, a falta de un 9 claro.

¿A qué se debe el título de este post? Sencillo a un análisis del partido, de un error que nos costó y que es necesario asumirlo y así como muchas veces he defendido al Patón y no por terquedad, sino porque confió en el reto que se trazó al inicio del año cuando armaba la plantilla. Confío en lo que dijo, que quizás el no coseche, pero a la larga LIGA tendrá jugadores jóvenes que poco a poco se posicionarán. Además ya habido un cambio con una mejor defensa, con jugadores rápidos en las bandas.

Así que no olvidemos de este proceso cuando venga otro técnico y utilizando lo que este año se va a trabajar saque resultados positivos. Y es que como mencionaba en una de mis redes sociales, podremos gritar o escribir eufóricamente “fuera Bauza”, “lárgate Bauza” (que no se lo merece, por ser grosero), “muchas gracias Bauza” podremos decir todo, pero Edgardo Bauza hay hasta diciembre del 2013 tal como con Don Rodrigo Paz tienen un acuerdo de palabra, palabra que vale más que millones firmados. Así que calma hinchada, sé que enoja pero de nada servirá pararse de cabeza y sucumbir ante periodistas que les encanta vender cuando la olla hierve y solo genera más resentimiento o violencia.

Tenemos a Bauza, que trabaja, se ingenia, estudia y a veces “mete la pata” y la vemos gigante sintiéndolo como “metida de Patón”