Liga se resiste a dejar la pelea.

Liga se resiste a dejar la pelea.

Tras la derrota del actual líder del torneo en la ciudad de Riobamba, en horas de mediodia, Liga Deportiva Universitaria salto a la cancha de Independiente con un solo objetivo: la victoria.

El cuadro de Bauza, aparte de recuperarse del bajo momento futbolístico demostrado las ultimas semanas, sabia que la victoria en Sangolqui era fundamental en sus aspiraciones para seguir en pelea por hacerse del primer lugar en esta etapa de la Copa Credife y, por ende, la clasificación a la Copa Libertadors 2012 y la final nacional.

Y a diferencia de juegos anteriores, en donde al equipo se lo notó muy pasivo en el inicio de los noventa minutos, la tarde de este miércoles encontró a una Liga que salió con los dientes apretados. No se había cumplido un minuto de juego, y un saque largo de Dominguez encontraba a Miller Bolaños quien, viendo el ingreso del chucho, le cedía un balón en profundidad a su tocayo, el mismo que no lo desaprovechó y lo cambió por gol con un fuerte remate de derecha. La U empezaba mandando e intentaba enterrar los fantasmas de bajas actuaciones recientes.

El tempranero gol asustó al local. Los de Bauza manejaban los tiempos del partido, mientras a los locales les costaba llegar con peligro sobre el arco azucena, pese a todo, crearon un par de ocasiones que fueron controladas oportunamente por el Dida universitario. La visita apelaba al contragolpe, y por esa via siguieron encontrando espacios y oportunidades en los pies de los Bolaños y Walter Calderón, hasta que pasada la media hora de juego, una perfecta combinación entre los arriba mencionados, dejaba solo al “mamita”, quien definía con pasmosa tranquilidad ante la salida desesperada de Azcona. Dos a cero y control absoluto del trámite a favor de los albos.

Para la segunda mitad, el equipo de Sevilla salió mas adelantado, decidido a descontar pronto en el marcador. Liga retrocedió unos metros, le cedió espacios a su rival y se dedicó a contragolpearlo; bajo esta fórmula, los albos pudieron facilmente encontrar un tercer gol que liquide por completo la faena, pero errores propios y oportunas actuaciones del golero local ahogaron el grito de gol de los hinchas albos. Promediando la etapa, Bauza empezó a cuidar el marcador y decidió el ingreso de José Valencia, Enrique Vera y William Araujo, en reemplazo de Marlos Ganchoso, Luis y Miller Bolaños. La incesante búsqueda del descuento por parte del local, encontraría su premio, para suerte de Liga, en el minuto final del encuentro en los pies del hijo de un histórico de la U, Daniel Samaniego.

No hubo tiempo para más, aunque por momentos pareció que Liga renunció por completo al ataque en la segunda mitad ante el cuadro del Valle, los tres puntos resultaban vitales de cara al objetivo merengue de recuperar el liderato en Ecuador, y ello obligó a tomar todos los cuidados del caso. Liga queda ahora a tan solo dos puntos del líder y aún tiene un partido menos por cumplir, el próximo 15 de junio ante Deportivo Quito en Casa Blanca.

Lo mejor de la tarde, independientemente de los tres puntos, es que en en el equipo de la casona se recupera la confianza, algo que no pudo llegar en mejor momento, tomando en cuenta que el próximo domingo la hinchada tendrá la magnífica oportunidad, no solo de acompañar al equipo a recuperar la punta, sinó también, de adornar con un espectacular marco de público la despedida oficial del mas grande arquero que ha dado el fútbol ecuatoriano, José Francisco Cevallos. Inclusive se anuncian actos de magia para lo que no estén interesados unicamente en fútbol.

Deja tu comentario: