Fue complicadísimo

Fue complicadísimo

Tal como se dio el partido en Casa Blanca, la crónica respectiva no debería ser más extensa de cuatro líneas, por cómo se desarrolló el encuentro entre Liga Deportiva Universitaria y Deportivo Cuenca.

Prácticamente fueron ochenta y cuatro minutos de repetición, de ver la misma imagen, con el equipo de Liga sin encontrar la forma de llegar con claridad al arco defendido por Esteban Dreer. El equipo de Bauza se vio obligado a lateralizar el juego, sea con Ganchozo o Reasco, pasando siempre la pelota por Vera, De la Cruz o González para que la redonda llegue de un lado a otro; así, entonces, buscar el desborde para enviar centro, o encontrar la genialidad de Bolaños o la llevada de marca de Barcos para alguno de sus compañeros…no ocurrió.

No sucedió porque los dirigidos por Soler saltaron a la cancha a esperar a Liga, a impedir que el equipo albo sea arrollador, a ponerle freno de mano, a congelar el partido con táctica, cuidándose de hacer faltas innecesarias, y buscar el contragolpe con Guerra y/o Ayala para complicar a Domínguez. Entonces, Deportivo Cuenca se defendió hasta con ocho jugadores, más su portero, con la defensa muy cerca de la línea de volantes, ambas en tres cuartos de cancha. Cerrojo prácticamente indescifrable.

Con esas consideraciones, con Liga dominando sin problemas pero sin la claridad necesaria para concretar, y con Deportivo Cuenca absolutamente aplicado, se fue el primer tiempo y gran parte del segundo; casi en su totalidad. Los cambios dados por Bauza fueron correctos, precisos, aunque de todas formas la tónica explicada párrafos anteriores no se modificó.

Ante la repetición constante de Liga, salir del esquema marcaría diferencia…y así fue. Ulises de la Cruz, dada la posibilidad de rematar de larga distancia, no la desaprovechó. Tremendo zapatazo, inatajable para Dreer y cualquier arquero del mundo. Uno a cero para Liga, minuto 84 de tiempo corrido, para romper el prácticamente clavado cero a cero en el marcador. ¡Por fin se vio algo diferente durante el partido!, tanto por el remate, como por el gol. La impresión que había quedado es que el empate sería el resultado al final, pero gracias al No. 4 de Liga aquello no se dio.

Nada más que decir del juego como tal. Para Liga será importante buscar variantes en su juego; la visita, enorme aplicación táctica y concentración en el juego…una genialidad rompió su esquema. Así, de forma adelantada, LDU es puntero del campeonato, y ya con rival definido para la Copa Libertadores de América. En todo caso, la mira está en el siempre difícil Espoli, que espera en Santo Domingo el partido del día sábado ante el equipo de Edgardo Bauza.

Alineaciones:

Liga: 22 Domínguez, 6 Guagua, 2 N. Araujo, 14 D. Calderón, 13 Reasco, 4 De la Cruz, 20 Vera, 54 Ganchozo (18 Hidalgo 61′), 11 González (53 Batioja 70′), 10 Bolaños (8 Urrutia 87′), 16 Barcos.

Deportivo Cuenca: 22 Dreer, 13 Cangá (51 Valarezo 87′), 2 Ledesma, 3 Castro, 50 López, 20 Bohorquez, 16 Bravo, 15 Fajardo, 23 González (14 Andrade 75′), 11 Guerra (53 Cuesta 79′), 9 Ayala.

Deja tu comentario: