Es hora de reconocerlo

Es hora de reconocerlo

Hay una frase, casi muletilla, que se utiliza muy a menudo en el fútbol: “cuando un equipo gana, ganan los jugadores; cuando un equipo pierde, pierde el director técnico”.

Esta aseveración puede resultar completamente injusta cuando el entrenador es el que selecciona al equipo titular, determina las estrategias a seguir, implementa un modelo de juego y plantea las variantes durante los 90 minutos.

Sí, los jugadores finalmente son quienes ejecutan todo lo planificado, pero, hasta para que esto suceda es necesaria la habilidad del director técnico.

El caso de Liga no es distinto. La hinchada, en su mayoría, ha sido muy dura con el técnico Pablo Repetto y hasta la fecha no es capaz de reconocer todo el aporte del uruguayo al momento que vive el equipo.

El 16 de diciembre de 2018 fuimos, tras ocho años de sequía, Campeones!!! ¿Qué méritos tuvo Repetto en el título?: confianza en los hermanos Julio, mantener a Hernán Pellerano, contratar a Adrián Gabbarini, Christian Cruz, Franklin Guerra y Jefferson Orejuela, consolidar la presencia de Edison Vega y Jefferson Intriago, promocionar a jóvenes
canteranos como Kevin Minda. Ese año, Liga tuvo una de las mejores defensas del torneo, no perdió ni un solo partido en Guayaquil y devolvió la fortaleza a la localía en el estadio Rodrigo Paz Delgado.

Con el triunfo frente a San José, el equipo de Repetto cumplió el objetivo que se planteó para este primer semestre: clasificar a 8vos de Final de la Copa Libertadores. Y a esto hay que sumar los aciertos en contratar a Carlos Rodríguez, José Ayoví y Andrés Chicaiza. A pesar de que el inicio del año tuvo sus tropiezos, Liga empieza a enrumbar su fútbol y el nivel sigue en aumento.

Quienes asistimos a cada partido de Liga somos testigos de los insultos y enojos de cierto sector de la hinchada cuando las cosas no funcionan bien desde el principio. Y aquí otro acierto de Repetto. El uruguayo no se ha dejado afectar ni influenciar por las voces disonantes que bajan de la tribuna, se ha mantenido fiel a su trabajo y a sus conceptos; de no ser así Anderson Julio no jugara nunca.

Como hinchas tenemos mucho que aprender, y quizá lo primero es a ser gratos y reconocer el trabajo de quienes son parte de Liga. Pablo Repetto está haciendo un gran trabajo al frente de Liga, hemos recuperado la fortaleza en nuestro estadio, estamos recuperando la jerarquía internacional y, sobre todo, estamos dando paso a la consolidación de figuras provenientes de nuestras divisiones formativas.

¡Ojo! Esto no significa que Liga ha llegado a su techo, un equipo de la historia de Liga siempre debe aspirar a más y llegar a lo más alto en todas las competiciones que participe; pero sí debemos reconocer que va por buen camino.

¡Buen trabajo profe Repetto y que los días de victorias y éxitos se multipliquen!

1 Comentario

  • armando rentería

    May 14, 2019 - Responde

    Nadie desconoce lo que ha hecho Reppetto,pero la contratación de Rodríguez si que deja dudas,!que malo que es!

Deja tu comentario: